4 October 2022 Televisión online con redacción web

El cine español en el recuerdo: 35.- Empezó en boda

Sara Montiel y Fernando Fernán Gómez recuerdan sus experiencias en esta película, con argumento, guion y dirección del italiano Rafaello Matarazzo, producida por Filmófono en 1944


EMPEZÓ EN BODA (1944)
Producción: FILMÓFONO
Dirección: RAFAELLO MATARAZZO
Argumento y Guion: Rafaello Matarazzo
Fotografía: Mariano G. Ruiz Capillas
Música: Emilio Lehmberg
INTÉRPRETES.
SARA MONTIEL (Lina) , FERNANDO FERNÁN GÓMEZ (Carlos), MANUEL ARBÓ (Pablo), GUADALUPE MUÑOZ SAMPEDRO (Rosa), JULIA LAJOS (María), RAFAEL BARDEM (Pedro), PILAR SOLER (Clotilde), CONCHA LÓPEZ SILVA (Teresa), LUIS ALCARAZ (Victoriano), GABRIEL ALGARA (Martínez).
Duración: 78 minutos
Blanco y negro
SINOPSIS:
La vida de una pareja de recién casados se complica al instalarse en su casa suegros y familiares
COMEDIA
COMENTARIO DE SARA MONTIEL. ACTRIZ
Gracias a Empezó en boda conocí a Fernando Fernán Gómez y a quien todavía era su novia, María Dolores Pradera, con la que se casaría un año después y con quien hice una gran amistad. Fernando fue el primer actor que traté y, también, el primero que me besó. Yo no sabía actuar, todos mis recursos eran, todavía, puramente intuitivos. Y tampoco sabía besar.
El rodaje del beso siempre lo he recordado como una humillación terrible. Yo no sabía cómo hacerlo. Me equivocaba. Me llenaba de vergüenza. Volvía a equivocarme…Tuvimos que rodar el plano una y otra vez. Era la primera ocasión en que actuaba de verdad, y que enfrentaba con algo que ignoraba.
Fernando me ayudó mucho, porque se dio cuenta de que yo era muy chica e inocente. Todos éramos muy jóvenes entonces. Fernando, Juan Antonio Bardem, que venía al rodaje a ver a su tía Guadalupe y que, aunque estudiaba para Ingeniero Agrónomo, quería saber cómo se rodaba.
Fernando me cogía y me decía
– María Antonia, cántame una canción
En la sala de maquillaje había un poyete alto para los cacharritos y él me aupaba allí, me sentaba y me pedía:
– Cántame Vereda tropical
Y yo se la cantaba. Luego quería otra cosa
– Cántame el aria de Lucía de Lammermoor
Y yo se la cantaba también, porque yo quería cantar. Lo que seguía era sin saber leer y Fernando me repasaba el diálogo para que lo aprendiese de oído, una y otra vez. Y así hasta el final de la película.
Tengo un excelente recuerdo de Fernando Fernán Gómez. Era un hombre que estaba preparado, que sabía hacer cine, teatro, mientras que yo llegaba allí de pardilla. Pero era muy vago y siempre estaba cansado y le gustaba estar tumbado con las piernas en alto. En las cuatro películas que he hecho con él, era así. Y yo siempre me decía:
– Con el talento que tiene, ¿por qué no escribirá? ¿Por qué no hará más cosas?
Y él:
– ¡Ah, qué pesado levantarse temprano!
Era todo lo contrario a mí. Yo era muy enérgica y él era muy tranquilo. Pero menos mal que espabiló, porque menudo cambio dio y en qué maravilla se ha convertido. Y me encantaba que me sentase y me pidiese cantar. Y luego, María Dolores fue cantante por mí, porque yo se lo decía:
– Cantas estupendamente bien, María Dolores. Cantas de locura.
Pero ella quería ser actriz y no cantó hasta mucho después porque, cuando finalmente Miguel Mihura me convenció para que me marchase a México ella me ayudó a arreglarlo todo y estuvo conmigo.
Me sorprendió mucho el rodaje, porque descubrí que había toda una parte técnica que tienes que aprender. Yo no entendía el orden salteado del plan de rodaje. Hacíamos un plano, por ejemplo el del beso, después decían ¡Corten! Y pasábamos a un plano completamente distinto. ¿Por qué no seguimos con todas las cámaras puestas?, me decía y me volvía loca. ¿Por qué hacemos primero la secuencia doce si es el final de la historia?
Yo creía que las películas se hacían como se ven: desde el principio hasta el final. Eso me tuvo preocupada durante el rodaje de Empezó en boda, porque no conocía la técnica. ¿Ahora hacemos el beso y están poniendo el decorado porque dicen que mañana hacemos la escena en que llegamos de recién casados y me entra en la habitación cogida en brazos, y ayer hicimos el final y para el principio tenemos que esperar a irnos a la iglesia y eso tiene que ser otro día? También me extrañó otra cosa del rodaje en la iglesia. Fuimos a San Damián en Madrid, una iglesia de jesuitas y me pusieron un vestido azul celeste.
Pero, ¿por qué me voy a casar de azul? ¡Qué feo! –decía.
Que no, que es azul para que en la película de blanco
Todo eso lo fui aprendiendo a trancas y barrancas, sobre la marcha.
Empezó en boda se estrenó a primeros de octubre y mi padre vino al estreno. Es curioso, pero yo no podía acudir al estreno, ya que era una película no apta para menores.
¿Cómo no voy a poder ir al estreno de mi propia película? –me indigné.
Para solucionarlo me buscaron un vestido de noche muy escotado y Herreros y los productores mintieron acerca de mi edad, diciendo que yo tenía 18 ó 20 años, cuando, en realidad, había cumplido 16.
(Sara Montiel. Memorias)
COMENTARIO DE FERNANDO FERNÁN GÓMEZ. ACTOR
Mi trabajo en Empezó en boda no me resultó sencillo sino bastante duro. El director Raffaello Matarazzo había visto el trabajo de varios actores españoles y me había elegido a mí. Yo, por tanto, estaba convencido de que aquél italiano se había dado cuenta de que yo era uno de los mejores actores del mundo y de que para interpretar aquella comedieta ligera estaba sobrado de facultades. Y, sin embargo, a cada momento me rectificaba, quería que me moviese de otra manera, que no pronunciase las frases como a mí me parecía bien. Llegué a sentir cada día en el momento de comenzar el rodaje el mismo temor que cuando era niño estudiante de bachillerato y se aproximaba la hora de la clase con don Horacio, pero con el inconveniente de que ahora, desde que era hombre, no podía marcharme por ahí, alejarme más y más del estudio, buscando ambientes desconocidos donde no hubiera que saberse la lección, donde no hubiera que hacer nada.
Sin saberlo, luchaba contra mi ignorancia, contra mi falta de oficio, que la desmesurada vanidad de mi juventud me impedía ver, y el director luchaba también contra otro inconveniente: el idioma. Un día, no hablando de ninguna escena en concreto, de ningún momento de mi personaje, sino del trabajo en general, aquél hombre sí consiguió hacerse entender. Me dijo algo así:
– Usted es un buen actor. Muy buen actor, en relación con su edad. Veintitrés años para un oficio tan difícil como el suyo no son nada. Pero tiene usted un defecto: ha visto muchas películas americanas. Se esfuerza usted en imitar a los actores americanos. Se le nota el esfuerzo. Y además no consigue usted parecer uno de los españoles que yo veo por la calle en estos meses que llevo aquí. Sus dotes de observación debe aplicarlas a la realidad española y no a las películas americanas.
Quizás nunca he recibido un consejo mejor.
Aún no había llegado el momento del neorrealismo italiano, ni el director Matarazzo fue uno de sus hombres, pero esta clase magistral demuestra que todo aquello ya se estaba gestando. Aquella lección y la impresión que me causó la carnal belleza de Sara Montiel a sus quince años sin cumplir, son los mejores recuerdos que guardo de Empezó en boda.
(El tiempo amarillo de Fernando Fernán Gómez)
Facebook Comments
Publicidad
Related Posts

VUELVEN LOS LIBROS: “Tres plumas blancas” (Editorial Maeva Noir)

25 septiembre 2022

25 septiembre 2022

TRES PLUMAS BLANCAS de Jacqueline Winspear Editorial MAEVA NOIR El segundo caso de Maisie Dobbs, una detective con intuición. Una...

VUELVEN LOS LIBROS: “Tránsito” de Ana Seghers. Editorial Nórdica

24 septiembre 2022

24 septiembre 2022

                                       ...

VUELVEN LOS LIBROS: “Los cuadernos de Nadine”, de Martí Colom (Editorial Funambulista)

21 septiembre 2022

21 septiembre 2022

«¿Qué dirán de mí los libros de Historia? Todo dependerá, como siempre, de quien los escriba. No me hago ilusiones:...

VUELVEN LOS LIBROS: Los sueños de la primavera de Teru Miyamoto (Hermida editores)

20 septiembre 2022

20 septiembre 2022

LOS SUEÑOS DE LA PRIMAVERA de Teru Miyamoto HERMIDA EDITORES   TERU MIYAMOTO pertenece a la generación de escritores japoneses...

Vuelven los libros: LA POSTAL de Anne Berest (LUMEN editorial)

18 septiembre 2022

18 septiembre 2022

LA AUTORA Nacida el. 15 de septiembre de 1979, Anne Berest es una escritora, guionista y actriz francesa. Fundó la...

Vuelven los libros: Colombian Psycho

14 septiembre 2022

14 septiembre 2022

                                       ...

¡Vuelven los libros! La semilla y el corazón. Antología de poesía japonesa

9 septiembre 2022

9 septiembre 2022

LA SEMILLA Y EL CORAZÓN Antología de poesía japonesa ALBA EDITORIAL Pocas literaturas combinan tan bien la fascinación y el...

Vuelven los libros: La velada en Benicarló. Diálogo sobre la guerra en España

8 septiembre 2022

8 septiembre 2022

    LA VELADA EN BENICARLÓ. Diálogo sobre la guerra en España Editorial CÁTEDRA   “La velada en Benicarló” presenta,...

El laberinto europeo de la energía

7 septiembre 2022

7 septiembre 2022

Una solución que suele haber con este tipo de mercados es la titularidad pública de las principales empresas, como ocurre aunque de manera diversa en otros países europeos. Esto conllevaría también una mejora en la soberanía energética de los estados.

¡VUELVEN LOS LIBROS! La particular memoria de Rosa Masur

2 septiembre 2022

2 septiembre 2022

Las vacaciones se acaban, pero el interés por la lectura, por los libros, jamás desaparece. Es tiempo, sin embargo, de asomarnos a las novedades literarias más señaladas del otoño que llega.

El cine español en el recuerdo: 54.- Locura de amor (1948)

31 agosto 2022

31 agosto 2022

Quintaesencia del cine histórico español de los años 40 y glorificación del cine de "cartón piedra", fue, sin embargo, uno de los grandes éxitos comerciales del cine español de la década gracias al trabajo de Juan de Orduña y a un adecuado elenco de intérpretes encabezado por Aurora Bautista.

El cine español en el recuerdo: 53.- Don Juan de Serrallonga (1948)

28 agosto 2022

28 agosto 2022

Película de aventuras basada en el folletín del mismo título de Víctor Balaguer y dirigida por Ricardo Gascón en 1948. Tuvo un rodaje accidentado a causa de una caída del caballo de Amadeo Nazzari que obligó a retrasar el rodaje.

El cine español en el recuerdo: 52.- La sirena negra (1947)

26 agosto 2022

26 agosto 2022

La adaptación de la novela de Unamuno, Abel Sánchez, por parte de Carlos Serrano de Osma, le sirvió para ser contratado para esta película, LA SIRENA NEGRA, basada en la novela de Emilia Pardo Bazán

El cine español en el recuerdo: 51.- Fuenteovejuna (1947)

23 agosto 2022

23 agosto 2022

Tras el gran éxito comercial de LOS ÚLTIMOS DE FILIPINAS, Antonio Román intenta repetir éxito, sin conseguirlo, con esta adaptación al cine de clásico de Lope de Vega

El cine español en el recuerdo: 50.- La manigua sin dios (1947)

22 agosto 2022

22 agosto 2022

Con su película LA MANIGUA SIN DIOS, el director Arturo Ruiz-Castillo abordó en 1947 un tema polémico: el de las reducciones de los jesuitas en América

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información.plugin cookies

ACEPTAR
Aviso de cookies
Estamos en directo en nuestro canal de Twitch
Sígue nuestros directos en Twitch