El conflicto sirio ocupa el centro de la actualidad política internacional y es el tema estrella de muchas de las reuniones en la ONU. Pero también sabéis que sigue siendo desconocido para el gran público. Hoy arrojaremos luz sobre el tema de la oscura y hollywoodiense organización de los Cascos Blancos.

La Defensa Civil Siria, más conocida como los Cascos Blancos, es una pretendida Organización No Gubernamental que presume de estar desarmados, de ser neutrales y de ser una ONG que dice dedicarse a operaciones de rescate tras supuestos bombardeos, creada por James le Mesurier, un consultor de seguridad británico. Para comprender más este aspecto recomendamos el siguiente análisis.

Sin embargo, los Cascos Blancos juegan a un doble juego muy peligroso. Mientras son presentados en las ONG’s de occidente como heroicos voluntarios los hechos sobre el terreno de esta organización van en contra de su propia narrativa.

Vínculos entre miembros de los Cascos Blancos y grupos armados  

Empecemos por el supuesto desarme del que alardean. ¿De verdad es necesario este tipo de armamento para rescatar a civiles?

Mientras los Cascos Blancos presumen de neutralidad la simbología de las fotografías que ellos mismos publican dicen lo contrario. Muchos de sus miembros se hacen fotografías posando con banderas rebeldes, también con grupos abiertamente yihadistas como Ahrar al-Sham o incluso de Daesh. No son manzanas podridas. También se ven estas banderas en sus despachos y escuelas de entrenamiento. Incluso pidiendo reivindicaciones política como la zona de exclusión aérea.

Curiosa forma de ser neutral, ¿verdad? Ya de por sí esto es gravísimo pero falta lo peor.

Nada más y nada menos que uno de los líderes de al-Qaeda en Siria, el saudí Muhaysini  saludó al director de los Cascos Blancos en Idlib mientras recibía un premio y daba las gracias a al-Qaeda.

Esto tuvo lugar días después de que otro conocido lider de esta organización terrorista calificara a los Cascos Blancos de “soldados ocultos de la revolución”. 

También ha podido verse a los Cascos Blancos participando en eventos donde este líder terrorista daba discursos. Un auténtico escándalo del que nadie parece haberse hecho eco.

Las conexiones son tan evidentes que en 2015, cuando este grupo era desconocido nada más y nada menos que la Televisión Española al hablar del Estado Islámico lo ilustraba con imágenes de los Cascos Blancos.

La guerra por ganar la propaganda de guerra

¿Os acordáis de la moda de internet del Mannequin Challenge que consistía en estarse quieto mientras la cámara se movía?. Analicemos un  Mannequin Challenge de los Cascos Blancos para entender esta guerra por la propaganda de guerra.

Análisis basado en el contenido del vídeo que puede verse haciendo click aquí:

Observemos como en este vídeo se aprecia la capacidad de este grupo para escenificar un bombardeo. También la capacidad de fingir sangre, heridas y para fingir estar bajo los escombros. Y como escucharemos al final para fingir gritos y sonidos de ambulancia. Todo esto en un vídeo evidentemente escenificado por una moda de internet. ¿Cómo sabemos que otros de sus vídeos no son montajes? Simplemente no podemos saberlo. Escuchemos esos falsos gritos.

Hay tutoriales de maquillaje que recrean heridas accesibles en YouTube pensados para disfraces de Halloween. Si le añadimos una simple máquina de hacer humo y los gritos y sonidos de ambulancia que escuchamos en el Mannequin Challenge tenemos los ingredientes necesarios para fingir un falso rescate.

Es duro decir esto pero el objetivo de esta organización es conseguir el apoyo de la opinión pública occidental y saben que para ello lo mejor es usar mujeres y niños. Ha sido paradigmático el caso de la niña que con la misma ropa fue supuestamente rescatada hasta cuatro veces por los Cascos Blancos. Es todo un escándalo pero este grupo sabe que a través una escenificación de niños y mujeres podrá manipular a la opinión pública occidental para avanzar su agenda política.

No olvidamos que en su sede de Alepo pintaban logos del grupo terrorista ISIS en las paredes.

Varios miembros de los Cascos Blancos han explicado cómo escenificaban falsos ataques aéreos para poner a la opinión pública en contra de las operaciones del Ejército sirio en zonas controladas por los yihadistas.

Fuentes de financiación

En el siguiente artículo profundizamos más sobre este aspecto

Ya hablamos de la falsa neutralidad, pero también dijimos que era una Organización No Gubernamental. Analicemos su financiación:

Boris Johnson, Secretario de Relaciones Exteriores británicos, reconoció públicamente que su país donó a la organización 65 millones de libras para ayuda no humanitaria:

Además de estas declaraciones, la propia web oficial del Parlamento británico confirma las millonarias donaciones a los Cascos Blancos desde junio de 2013 hasta 2017.

En otras palabras, tanto Boris Johnson como la web del parlamento británico confirma el envío de 32 millones de libras esterlinas a los Cascos Blancos.

Por otra parte el gobierno de los Países Bajos anunció a través de canales oficiales que enviaría, y cito textualmente, otros 3 millones de euros para las actividades cotidianas de los Cascos Blancos. Este importe se suma a los 4,5 millones de euros que Holanda ha concedido a la organización en los últimos años.

En efecto estos países no han sido una excepción, Mark Toner, portavoz del Departamento de Estados de los Estados Unidos bajo el gobierno de Obama afirmó en una rueda de prensa que USAID le proporcionó 23 millones de dólares a los Cascos Blancos.

El papel de Francia en la financiación de la organización no está tanto enfocada al envío de dinero sino al respaldo institucional. Aquí podemos ver al expresidente francés Francois Hollande, que siendo Presidente de Francia se reunió con el Presidente de los Cascos Blancos. También con su vice-presidente y el embajador francés en Siria.

Además el grupo permite donar dinero desde su página web. ¿Cuántas ONG’s, empresas, o personas individuales habrán donado? No podems saberlo.

Resumamos su financiación:

65 millones de libras de Reino Unido. 4,5 millones de euros de Holanda. 23 millones de dólares de EEUU.

Si sumamos esta cifra en dólares tendríamos una cifra superior a los 100 millones de dólares. Más de 100 millones para un grupo que, sin embargo, se presenta como neutral en su página web.

Hemos citado únicamente fuentes oficiales para llegar a esta cifra. Habría que sumar los rumores de otras fuentes de financiación. ¿Cómo es posible esto?

¿A qué va destinado los más de 100 millones de dólares? Hablamos de más de 18.000 dólares al día. ¿Es necesario tanto dinero para una ONG? Y lo más importante, ¿Todo el dinero ha terminado realmente en esta organización o ha acabado en manos de grupos de rebeldes moderados?

Hollywoodienses y poco humanitarios  

Como siempre que hablamos de conflictos armados, la cuestión humanitaria es lo más importante.

En Siria existe una defensa civil. La verdadera defensa civil siria tiene seis décadas de historia, y está plenamente integrada en la Cruz Roja, Media Luna Roja y el Comité  Internacional de la Cruz Roja.

Desde su origen en 1953 y como es lógico, tiene un número de teléfono para emergencias, el 113. Los Cascos Blancos no tienen número de emergencias. Y no es por cuestión de financiación como hemos visto.

Los Cascos Blancos no operan en los territorios controlados por el Estado sirio, sino que operan única y exclusivamente en los territorios controlados por los distintos grupos armados que enfrentan al gobierno y al Estado sirio. Consultar mapa en el siguiente link para obtener información de la evolución militar en el terreno sirio

A pesar de su supuesta neutralidad los Cascos Blancos han colaborado en diversas ejecuciones llevadas a cabo por al-Qaeda. No mostraremos imágenes por respeto, aunque pueden verse fácilmente en Internet.

El modelo de propaganda de guerra que hemos visto en Siria es un hecho sin precedentes históricos. Ha llegado a tal punto que una organización como los Cascos Blancos donde varios de sus miembros tiene vínculos con milicias yihadistas ha ganado un premio Óscar.  Esto es peor que cuando Rambo III dedicaba la película a los valientes combatientes muyahidines.

Bueno, ahora es tu turno, déjanos tus respuestas como siempre en los comentarios. Hoy os proponemos un tema de debate. Está claro que la vinculación entre grupos armados y Cascos Blancos es una burbuja que va a estallar tarde o temprano ¿pero cómo crees que sucederá? y no olvides suscribirte. Saludos y hasta la próxima entrega de FurorPolitik.